Desmontar la Cubierta

Antes de nada dejamos salir todo el aire de la cámara de aire y retiramos la tuerca de retención de la válvula en el caso de que hubiera.

En el caso de que la cubierta lleve tiempo montada, apretaremos la cubierta con los dedeos para despegarla de las paredes de la llanta, realizando este movimiento por toda la circunferencia de la rueda.

Introducimos un desmontable con cuidado de no pellizcar la cámar de aire del interior. Extraemos ese punto de la cubierta haciendo palanca e introducimos el segundo desmontable a unos 5 cm de distancia.

 

NOTA: Es aconsejable iniciar la operación desde el lado opuesto de la válvula, donde la cubierta tiene menos tensión y es más fácil extraerla.

Manteniendo uno de los desmontables fijo, tiramos del otro recorriendo todo el perimetro de la rueda, hasta sacar un lado entero de la cubierta.